lunes, 17 de febrero de 2014

De la teta al plato

Bruno ha cumplido ya 9 meses. Fue a los 5 cuando le introduje el gluten por recomendación de la pediatra y a día de hoy no ha reaccionado de forma negativa. Empezamos con un trocito de pan y hoy come también galletas, ya sean las María de toda la vida o "milupa", que son de farmacia y alargadas, para que las coja mejor.


GALLETAS Y PAN CON GLUTEN


Empezamos con los cereales con gluten directamente, sin pasar por los sin gluten, pero Bruno no ha querido papillas. Al principio pensé que no le gustaban con mi leche, así que opté por hacérselos con agua y funcionó unos días. Le cambié la marca del cereal pero no hubo forma de que comiese, así que con el pan y las galletas hemos ido tirando y la pediatra me ha asegurado que es suficiente con eso.

COMIENDO A TROCITOS, NADA DE PURÉ

Y es que Bruno ni ha cogido chupete, ni biberón, ni ha comido purés ni triturados. Ha pasado directamente de la teta al plato. Literal. Toda la comida la quiere a trocitos. Así que con trocitos hemos tirado. 

Admito que me he preocupado más de lo necesario porque claro, ver como el resto de los niños comen purés de verduras y cereales y unos biberones de palmo y medio y el tuyo no admite nada de eso y sólo quiere trozos grandes de cualquier fruta o trozos grandes de carne para chupar... pues no me parecía muy normal. Eso fue al principio, ahora ya tiene mucha fuerza y parte trozos muy grandes así que se los doy pequeños, de un tamaño que él mismo pueda coger y comer.

A TORO PASADO...

Al final esto de la maternidad es más fácil de lo que una piensa. Es instintivo. Esto lo digo a toro pasado ¿eh?. Una vez vivido me doy cuenta de que no debería haberme preocupado tanto. Pero mientras estás en el meollo, estás a lo que estás sin ver más allá. Ahora mi máxima preocupación es cómo y cuándo dejará el pecho. Si será más o menos difícil, si tardará más o menos, si le costará más o menos. Si es mejor ahora o más adelante. Así que cuando lo deje, a toro pasado, ya os contaré si es más o menos fácil de lo que una piensa.


ENLACES RELACIONADOS


7 comentarios:

  1. A mis hijos les pasó a los dos... no querían purés sino cachitos. Esa manina que se ve.. ¡qué ricura!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. No conocía a nadie cercano que le hubiera pasado y claro para una principiante como yo el que a alguien cercano le haya pasado lo mismo y te aconseje es de gran ayuda. Al principio estaba preocupada por que no comía nada, pero fue soltar la mano... ahora ya no tengo de qué preocuparme, todo lo contrario!

      Eliminar
  2. Yo también soy madre celiaca de una niña de 15 meses, ha pasado rápido!! Mi niña todavía toma pecho y como el tuyo, nunca a querido chupete ni biberones, y la leche de farmacia me costó muchísimo metérsela en la papilla de cereales, primero se la hoce con la mía y poco a poco le combinaba la otra, fue desesperante. Mi pediatra me dijo que le metiese el gluten a los 9 meses y así lo hice. Ahora solo me queda pasar por el mal trago de destetarle, ya q por la noche se despierta y sigue tomando y también por el día cuando la recojo de la guarde y un par de veces más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La pediatra me dijo que si no quería cereal en papilla no era obligatorio dárle así que en eso no he perdido tiempo ni he tenido que preocuparme. Con pan y galletas vamos tirando.Ánimo Irene porque esto de las noches es muy duro.

      Eliminar
  3. Se me olvidaba! Estoy a la espera de los resultados genéticos, tengo ganas de que me lo confirmen, mi hija no muestra signos como los que yo tuve, pero tampoco coge peso como debiera. Un saludo y te felicito por tu blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Irene! Espero que salgan bien a pesar del peso

      Eliminar

Se ha producido un error en este gadget.

Follow by Email