lunes, 30 de julio de 2012

Cena de verano sin gluten


Antes de seguir mis vacaciones sin gluten decidí hacer una cena de verano con un puntito diferente. Siempre me apetece probar cosas nuevas, pero ya sabéis que para un celiaco probar cosas nuevas sin gluten fuera de casa resulta algo complicado y muy, muy peligroso. La contaminación está al acecho y en cualquier momento te atrapa. Ya estoy bastante escarmentada al respecto, por eso, y aunque mis experiencias en la cocina no son buenas, me convencí de que si no me pongo manos a la obra y lo hago yo misma, lo de probar cosas diferentes va a ser imposible. Esto Sí Puedo me facilitó la tarea con la materia prima: harina de maíz singluten de Adpan.
TORTOS SIN GLUTEN

La tenía desde hacía unos días en el armario y no sabía muy bien qué hacer, así que me decidí por los tortos, una receta que aparece en la parte trasera de la bolsa. No los había probado nunca y ¡la experiencia fue genial! Los tortos hacen de base y tú luego les puedes añadir lo que quieras. Yo me decidí por verduras y tiras de pechuga y salmón ahumado con salsa tártara. ¡Y lo mejor es que son fáciles de hacer!
ELABORACIÓN
Primero tienes que preparar la mezcla de la harina con agua hasta que te permita hacer las tortitas con las manos. Haces una bola y después la aplastas hasta conseguir un torto. Pones aceite abundante en la sartén, lo calientas y fríes el torto hasta que se queda dorado. Troceas las verduras (yo puse pimiento verde, cebolla y calabacín) y cortas la pechuga a tiras.  ¡Lo fríes y ya está!  
SÍRVASE USTED MISMO

Luego lo pones en platos separados para que cada uno se sirva lo que quiera con diferentes salsas. También puse algunos ahumados para picar con los tortos, salsa tártara para acompañar, queso de untar y queso a dados con sabor a especias y ajo para el que tuviera gustos más fuertes.¡Y la experiencia fue genial! Una cena diferente y divertida  y sobre todo muy, muy fácil de hacer.
(Recordad que Esto Sí Puedo os hace un descuento del 5% si realizáis vuestras compras a través de Historias Celiacas. El cupón de descuento es HISTOCEL)


ENLACES RELACIONADOS





miércoles, 25 de julio de 2012

Sobreviviendo a las vacaciones sin gluten


Si he sobrevivido estos dos días a Salamanca creo que sobreviviré a la celiaquia el resto de mi vida. Vamos que no creo que mi vida a partir de ahora dependa del gluten. O del gluten free. O de la dieta sin gluten. O como lo quieras llamar… Madre mía! ¡Qué dos días! ¡Un peligro continuo!
 


¿EL GLUTEN ESTÁ EN LA PATATA?

Menos mal que sólo han sido un par de días. ¿Cómo puede ser que en una ciudad plagada de estudiantes y turistas no sepan lo que es un celiaco? He hecho tres comidas en la ciudad y a cual más desesperante. Una en la Rua Mayor de Salamanca, en la calle principal de la zona histórica que está plagada de restaurantes, terrazas, bares de tapas… ¿Pues no me pregunta el camarero si el gluten está en la patata? Me decido por una ensaladilla y un filete a la plancha con patatas sin postre. Acabo envenenada por la contaminación cruzada de las patatas fritas. Definitivamente creo que el camarero tenía razón en su pregunta, y por supuesto me convenzo a mí misma de que a partir de ahora las patatas llevan gluten.

Cena en otro restaurante. El camarero pregunta "¿el gluten en que alimentos se encuentra?" Estoy tan cansada porque no he parado en todo el día que no me importa nada. Ya no me molesto en explicarle lo que es el gluten, lo que lleva y no lleva, ni donde está. Sólo quiero comer y que me dejen en paz. Al final guisantes con jamón y pechugas a la plancha.

HASTA LAS ENSALADAS SON PELIGROSAS

Al día siguiente desayuno un té y un melocotón. Llego a la comida con un hambre voraz. Nos decidimos por un Mcdonalds para ir a lo seguro con una hamburguesa sin gluten. Pedimos dos ensaladas sin gluten. Cuando llego a la mesa me doy cuenta que una lleva picatostes y la otra cebolla frita. ¡No me lo puedo creer! ¿Otra vez? Lo siento pero Salamanca me he llegado a desesperar.

¿TAN DIFÍCIL ES ENTENDER A UN CELIACO?

¿De verdad es tan difícil? ¿De verdad es tan complicado entender que la harina tiene gluten y que si la toca se contamina el alimento? ¿De verdad es tan complicado poner un poco de interés y sobre todo amabilidad? En fin… Que aún me quedan vacaciones por delante y no voy a permitir que dos días me las amarguen. Adiós Salamanca... ¡Bienvenidas vacaciones!

ENLACES RELACIONADOS



viernes, 20 de julio de 2012

Trucos celiacos para unas vacaciones sin gluten (Londres)


Mi primer viaje al extranjero como celiaca fue a Londres. No hacía ni 15 días que me habían diagnosticado y estaba en shock. En aquel tiempo adelgacé 3 o 4 kilos porque no tenía ni idea de lo que podía y no podía comer. ¿Quién iba a pensar que algunos chicles o incluso el té de sabores llevan gluten?  

Os aseguro que emprender un viaje al extranjero con una limitación en la dieta que no comprendes ni tú es bastante complicado. Entre que no sabia aún muy bien lo que podía y no podía comer, que el idioma me entorpecía en las explicaciones, que me faltaba vocabulario en inglés, que el camarero no sabía lo que era un celiaco y yo en aquel entonces tampoco… os podéis hacer una idea de la situación. Un poco angustiosa.

UNA HOJA EN INGLÉS ME SALVÓ

Mi salvación fue que en la Asociación Celiaca Aragonesa me facilitaron un escrito en inglés  que describía la celiaquia, lo que podía comer y cómo lo podía comer. Así que en cada restaurante que entraba sacaba el papelito y arreglado. Después intentaba como podía resolver dudas con mis carentes conocimientos sobre el gluten. 

PROVISIONES EN EL BOLSO ... POR SI ACASO

Por suerte pude arreglármelas bien. En los supermercados Tes-Co y Sainsbury´s había muchos productos sin gluten. Para las meriendas y picar entre horas hacía acopio de provisiones y llevaba un buen surtido en el bolso. Además, por si acaso también llevé algunas cosas en la maleta. Algo habitual entre los celiacos. Sin ir más lejos, una amiga celiaca viajaba  ayer a París y se ha dejado los tacones aquí para llevar magdalenas y hasta un bocata de chorizo en la maleta. Por si acaso claro.

RESTAURANTE FIFTEEN SIN GLUTEN

En cuanto a restaurantes nos gustó mucho el Fifteen. Es el restaurante de Jamie Oliver, un cocinero inglés muy famoso que tiene un programa de cocina en la televisión. (Recientemente hice un postre suyo con el que quedé genial) Además, todos los trabajadores del restaurante son jóvenes estudiantes. 

Hicimos la reserva con varias semanas por Internet. Nos apetecía mucho ir y cuando me dieron el diagnóstico valoramos si cancelar, pero al final decidimos que adelante. ¡Y no me arrepiento! Tiene varios menús dependiendo de si tomas uno o dos platos y postre. Nosotros tomamos el de 28 euros. Saqué mi papel, me expliqué como pude y al final comí sin gluten. 

¡SUERTE EN VUESTRA VACACIONES SIN GLUTEN CELIACOS!

Salir de vacaciones sin gluten puede ser tan fácil o tan complicado como tú quieras hacerlo. Creo que con buena disposición por nuestra parte y con un poco de comprensión y amabilidad por la del resto (y del resto me refiero hoteles, restaurantes, tiendas y cafeterías...) unas vacaciones pueden ser mucho mejores de lo que un principio habrías esperado. Lo malo de todo esto, como siempre, es que dependes de los demás y no todo es tan fácil ni tan idílico. ¡Suerte en vuestras vacaciones sin gluten celiacos!


ENLACES RELACIONADOS








martes, 17 de julio de 2012

Los celiacos "por si acaso"


A los celiacos nos podrían llamar también los “por si acaso” y más cuando preparamos las vacaciones. Por si acaso meto en la maleta una barrita de pan sin gluten. Y por si acaso en el tren o en el avión no tienen nada sin gluten meto en el bolso unas galletitas y una fruta. Y por si acaso llegamos con retraso y se hacen las 4 sin comer me llevo un bocadillito, que si no ya me veo comiendo pepinillos y cebolletas en cualquier bar. Y bueno ya por si acaso meto unas magdalenas para el desayuno…Y al final medio armario en la maleta.

SIEMPRE CON COMIDA SIN GLUTEN Y SIN LACTOSA A VUELTAS

A mí esto me pasa prácticamente cada fin de semana que me muevo de casa. Como tengo ya muy interiorizado que de ilusiones no come un celiaco yo me voy con mi bolsa con la leche y los yogures sin lactosa, unas galletitas y mi pan sin gluten. Y  siempre van y vienen en esa bolsa. Aunque no me los coma pero oye, por si acaso. Así me voy más tranquila. Porque si no los llevo seguro que me apetecen.

EN VACACIONES TAMBIÉN POR SI ACASO SIN GLUTEN

Y estas vacaciones pues lo mismo. Por si acaso me llevaré un par de barritas de pan y unas galletas. Y aunque repito destino y conozco ya algunas tiendas, aún no he conseguido encontrar pan del que suelo comer allí, así que por si acaso…

 ENLACES RELACIONADOS


 
 

jueves, 12 de julio de 2012

No todo vale


Soy asidua a algunos blogs de moda de estos que hacen fotos en plena calle a personas que llaman la atención por su vestuario y el blogger comenta su estilismo y su maravilloso look. Pero dejadme que os diga algo, todo no vale, en serio. No vale mezclar un vestido veraniego minifaldero con unas botas invernales y calcetines de lana gorda gris que se achicharra hasta el más friolero. Que no, que no todo vale.

Y el blogger nos hace creer que si diciendo “que look más acertado” o “esta camiseta así funciona” o “qué forma más original de combinar este pantalón…” A ver, de original nada…¡o todo! ¡Es que a nadie se nos ocurriría ponérnoslo así!, con esa combinación de prendas que como yo he dicho siempre (aunque sea una frase que no esta de moda, de actualidad o como quiera que se diga en versión cool) “no pegan ni con cola”.

EN LA COMIDA…

Y estas mezclas del todo vale llegan también a la comida. Recuerdo una ocasión, y esto no es broma, que una amiga fue a cenar a casa de otros amigos y por lo visto no había hecho el suficiente acopio de provisiones, o no esperaban que nadie fuese a cenar. El caso es que les plantaron a los invitados de aperitivo unas porciones de chocolate con una cucharadita de mayonesa por encima. Tal cual. ¿Y esto es original? Pues no, esto no es original, esto es una cochinada..

EN LA CELIAQUÍA

Al igual que no todo vale en la celiaquia. Porque no es lo mismo comida sin gluten que cocinar sin gluten. Porque no es lo mismo sin gluten que integral. Porque no es lo mismo ser celiaco que comer sin gluten. Porque no es lo mismo llevar una dieta sin gluten por ser celiaco que llevar la dieta sin gluten para adelgazar. ¿Queda claro?

miércoles, 11 de julio de 2012

Los riesgos de un helado sin gluten


Los riesgos del celiaco no desaparecen en verano. Qué miedo me dan esos cucuruchos de galleta en las heladerías. Me horrorizan las cucharas-pinza para coger la bola de los helados que toca la galleta del cucurucho una y otra vez. ¿Y qué me dices cuando colocan las bolas en los cucuruchos encina de las cubetas de los helados? ¡por Dios, que cae toda la galleta encima! ¡Y luego te dicen que son sin gluten! No puede ser de ninguna manera sin gluten. Luego que nos envenenan. Pues claro, lo raro sería que no. Esta es una más de las pruebas de la saga "ser celiaco y no morir en el intento".

HELADO DE PAELLA Y GAMBAS SIN GLUTEN

¿Cómo vais de helados vosotros? De helados sin gluten claro ¿Bien? Pues yo he probado dos helados que no se cómo deciros… ¿os van a dejar helados? A mí desde luego me dejaron helada. El primero es el helado de paella. Si, si como lo oyes, de paella. Con su arroz, sus guisantes, sus almejas… todo. Y el otro de gambas plancha. Con su sal gorda, su limón… vamos, lo que son unas gambas a la plancha.

Resulta que hace unos días tuve la oportunidad de entrar en una fábrica de helados y ver cómo se elaboran. En producción tenían el helado de mojito, por cierto riquísimo, pero para la visita nos hicieron los arriba nombrados. Son dos de los más originales que tenían.

¿HELADO DE PAELLA EN CUCURUCHO?


Pues oye, que hicieron la paella allí al fuego, la mezclaron con un mix de leche y no se qué cosas más, lo batieron todo, lo pasaron por el chino y a la heladera. Y a los cinco minutos helado de paella. Y lo mismo con las gambas. 
Estaban muy buenos y sin gluten claro. Es todo natural. Eso sí, no son helados para comer por la calle, si no helados para acompañar en un primero o un segundo plato. ¿Te imaginas ir comiendo un helado de paella en cucurucho a las 5 de la tarde?




ENLACES RELACIONADOS

Helado sin gluten y sin lactosa ¿Seguro? 

Ser celiaco y no morir en el intento

Tarta de chocolate y fresas sin gluten 

La vida de un celiaco siempre tiene riesgos

jueves, 5 de julio de 2012

Un año de Historias Celiacas se merece un brindis sin gluten




Pero bueno... ¿Os podéis creer que Historias Celiacas ha cumplido un año y no lo hemos celebrado?. ¿Cómo se nos puede haber pasado esta celebración así sin más? Ale pues, ¡a celebrar!. Ya que estamos, vamos a bebernos una cervecita sin gluten. 

UNA CERVECITA SIN GLUTEN CORTESÍA DE ESTO SÍ PUEDO

Una cervecita sin gluten cortesía de Esto Sí puedo que se apunta a la fiesta-cumpleaños. ¡He enfriado una copa en el congelador para la ocasión! Chin chin. Mmmmmm de sabor suave y refrescante al principio pero intenso al final. La marca es Mongozo, yo no la había oído nunca, ni probado. Es orgánica y está buenísima. ¿Os animáis con una? ¡Venga!

BRINDIS CON CERVEZA SIN GLUTEN

Este primer trago fresquito va por vosotros, por los 55 seguidores del blog. Mmmm... El segundo va por los más de 1.400 seguidores de Historias Celiacas en Facebook. Mmmm... ese sabor intenso que te vuelve al paladar al final... El tercero por los más de 200 seguidores de Twitter. Mmmm con su espuma... El cuarto por los que llegáis a este blog por intereses celiacos... Qué suerte tenemos los celiacos de tener cerveza sin gluten como ésta...

Y todos los demás traguitos por los buenos momentos que hemos pasado juntos. Por todas las historias celiacas que me han ocurrido gracias a este blog o que puedo recordar gracias a él. Porque de no haber empezado a escribirlo, no las recordaría como las recuerdo. O ni siquiera habría decidido vivirlas. Me alegro de haber empezado a hacerlo y ¡de cumplir estos un año con vosotros, celiacos!. Porque un año no son dos días y eso quiere decir que nos llevamos bien. ¡Felicidades a todos! Porque sin vosotros este blog no seguiría existiendo.


A CADA COSA SU IMPORTANCIA

Porque hay cosas que nos pasan a los celiacos, de cuya trascendencia no somos conscientes y creo que es necesario dársela en algunas ocasiones. Somos un colectivo acostumbrado a que no nos tomen en serio y eso se ha terminado. Debemos reivindicar nuestro espacio y, también, conseguir no darle tanta importancia a las cosas que no la tienen. Hay que aprender a convivir con la celiaquía y con el gluten. Aprender a prescindir de él, hacerlo a un lado con respeto y dándole su espacio. Un espacio que no es el nuestro pero que no podemos hacer que desaparezca. En fin, que me estoy liando pero bien... esta cervecita Mongozo... 

Primero fueron dos años como celiaca los que me cambiaron la vida y ahora es un año de Historias Celiacas los que me la dan. Espero cumplir muchos más con todos vosotros. Reírnos, disfrutar y pasar buenos ratos juntos. ¡Salud!



(Recordad que Esto Sí Puedo os hace un descuento del 5% si realizáis vuestras compras a través de Historias Celiacas. El cupón de descuento es HISTOCEL)

martes, 3 de julio de 2012

La antidieta: Tiramisú de chocolate blanco sin gluten


Estoy harta de oír y leer en todos sitios dietas y más dietas para el verano. Bueno pues para todos aquellos que no puedan seguirla, no porque no quieran sino porque no pueden resistirse a comer, aquí va este postre. Tiramisú sin gluten de chocolate blanco. ¡Cargadito de calorías a tope! La antidieta.


TARDE DE LA COCINA SIN GLUTEN
 
Ayer me pasé una tarde en la cocina de aupa. Tenía invitados en casa e hice una cena especial, con un postre también esecial, y el resultado ha merecido la pena. ¡Este tiramisú sin gluten está de muerte!. Es el ganador del concurso de tartas sin gluten de la feria de Sabiñánigo (organizado por al Asociación Celiaca Aragonensa) y no me extraña que ganara. Y no sólo lo digo yo, también mis invitados que se quedaron muertos con el postre. Os podéis imaginar que es fácil hacerlo porque me ha salido a mi... 

EN VASITOS

En vez de en tarta lo hice en vasitos. Empecé a hacerlos a las 6 de la tarde y la cena era a las 10 así que, como no iba a estar mucho tiempo en la nevera y temiendo que se desparramara todo, lo hice en vasitos y así ni se desparramó ni nada de nada, todo "pa dentro".

Yo os recomiendo que lo hagáis con tiempo porque aunque la parte de arriba cuajó, la de abajo del vaso estaba un poco líquida. Hice la mitad de los ingredientes y me llegó para 5 vasitos. Os dejo la receta para que lo disfrutéis ¡a tope! 

PD: Esta receta está contraindicada para todos aquellos que estén inmersos en una operación bikini, dieta sin gluten para adelgazar, dieta de las famosas sin gluten y demás, porque aunque sea sin gluten ¡engorda!



INGREDIENTES
500 gr. de queso mascarpone
6 yemas
6 claras
200 gr de chocolate blanco
150 gr de azúcar
4 hojas de gelatina
1/2 vaso de leche


ELABORACIÓN

.En un molde poner el bizcocho en una lámina fina. Empaparlo con café.
.Fundir el chocolate blanco.
.Remojar la gelatina en agua fría hasta que se ponga blanda.
.Montar las claras con el azúcar a punto de nieve.
.Mezclar el queso con las yemas.
.Calentar la leche, disolver la gelatina con el dedo y mezclar con el chocolate blanco.
.Aún templado mezclarlo con la mezcla del queso y la yemas.
.Añadir poco a poco las claras montadas.
.Vaciar la mezcla por encima del bizcocho hasta la mitad del molde, poner otra capa de bizcocho, emborracharlo con el café y terminar de rellenar con la crema.
.Meter a la nevera unas 3 horas y ¡a comer!



ENLACES RELACIONADOS



Share it

Follow by Email